logo 130ugt cumplimos

Enseñanza
Feb 13 2017

Endefensa de una Educación de Calidad:

¡SÍ A LA REVERSIÓN DE LOS RECORTES!

¡NO A LA SUPRESIÓN DE UNIDADES!

Ene 31 2017

 

sliderwebconmovilzate

El Real Decreto-Ley 8/2010 de recortes del 5% de salarios y de la congelación retributiva para los Empleados Públicos supone el inicio de una serie de ajustes en las condiciones sociolaborales del profesorado y para nuestro sistema educativo. Siete años más tarde la acumulación de dichos recortes y la contrarreforma educativa (LOMCE) ha supuesto un gran retroceso que nos sitúa en condiciones del  siglo pasado.

El sector de Enseñanza de FeSP-UGT a modo de recordatorio expone algunas de las medidas que han generado las mayores agresiones a los trabajadores de la enseñanza y por tanto a la Educación.

Menos profesorado     

Las reducciones de plantillas, el aumento de las horas lectivas, la desaparición de programas,… han supuesto la destrucción drástica de puestos docentes (alrededor de - 35.000) y un aumento en la precariedad de los mismos.

Menos apoyos educativos

La política de recortes del Ministerio de Educación ha hecho desaparecer programas educativos que tenían una gran importancia y calado sobre todo para asegurar la igualdad de oportunidades y para la mejora del rendimiento escolar, como Educa 3, Competencia Básicas, Leer para aprender, PROA, Profundización de conocimientos, Contratos-Programas, Programa ARCE, reducción del Plan de disminución de abandono escolar temprano, entre otros. Se mantienen recortes o disminución de partidas  destinadas al apoyo, refuerzo y orientación educativa.

Las partidas destinadas a programas de Educación Compensatoria en los PGE están casi desaparecidas. La variación 2016 - 2011 es de - 92,71%, es decir 65 millones de euros menos.

Menos recursos

A los recortes de recursos humanos y educativos hay que añadir los recortes de las inversiones en infraestructuras, mobiliario y equipos para todos los niveles educativos, el descenso generalizado de los gastos de funcionamiento de los centros educativos, disminución en los gastos de personal docente y no docentes.

Menos formación permanente

La práctica desaparición de los Programas para la formación permanente del profesorado, la reducción de centros de profesores, la desaparición de licencias por estudios,…, hacen que la formación docente quede en la voluntariedad individual y con el consiguiente coste económico para el profesorado.

El gasto destinado a este programa en los PGE va disminuyendo hasta casi su desaparición, de tal forma que desde 2016 a 2011, la variación ha sido de un -93,77%   (-49,07 millones de euros).

 

Menos financiación

La cifra total que se ha dejado de invertir en Educación (PGE) desde 2011 es de 3.100 millones de euros. Si a esta cantidad se le añade los más de 3.000 millones adicionales que se restaron a causa de la aplicación de los RD 14/2012 y 20/2012 de medidas de racionalización del gasto público educativo y estabilidad presupuestaria, la cifra alcanza más de 6.500 millones de euros. La variación entre los presupuestos en educación del 2016 y del 2011 supone un recorte del -12,64%, es decir, 359,48 millones de euros menos que en el 2011. El porcentaje perdido desde 2010 en Educación estaría por encima del 13%. A esto hay que añadir las cantidades retraídas a los Empleados Públicos en 2010 (-5% de recortes en salarios)

Se ha pasado de un 4,9% del PIB en 2010 a un 4,1 % en 2015. Siete años de retroceso en presupuestos que nos colocan por debajo de las cantidades que se invertían en el 2005 (4,3%). Esto nos sitúa lejos de la media de la UE (4,9%) y de la OCDE (5,3%)

Menos Ofertas de Empleo Público

La continua reducción de la Oferta de Empleo Público que se ha venido sufriendo desde el 2011 en que la cifra de interinidad en la docencia era de 8% ha supuesto una disminución drástica de los puestos docentes (alrededor de 35.000) y un aumento en la precariedad de los empleos. Esto supone que un 25% del profesorado de enseñanzas no universitarias es interino.

Más ratios

En aplicación del RD de 2012 de medidas educativas se han incrementado las ratios en un 20%, pasando a 30 alumnos por aula en Educación Primaria, y 36 alumnos en Educación Secundaria, lo que está repercutiendo en la calidad de la enseñanza. El aumento del número de alumnos en las clases ha supuesto un retroceso de décadas en el sistema. La atención a la diversidad en el aula se ha visto perjudicada, las aulas de Infantil masificadas son más difíciles de gestionar, se han cerrado escuelas rurales, se ha dificultado la atención de los alumnos en los módulos de Formación Profesional y han aumentado los problemas de convivencia en las aulas de Bachillerato con más de 40 alumnos. Este aumento de ratio ha tenido consecuencias en la desaparición de los grupos de refuerzo, desdobles…

Más carga horaria

La aplicación del RD de 2012 reordena el tiempo de trabajo del profesorado generalizando las 37,5 h de jornada. Además regula la jornada lectiva estableciendo como mínimo 25 h. lectivas para Infantil y  Primaria y 20 h. en las restantes enseñanzas.

El incremento de carga lectiva supone menos tiempo para otras actividades como, tutorías, departamentos, coordinación, evaluación…

Peores condiciones sociolaborales

La política educativa de recortes impuestas por el gobierno han afectado sustancialmente a las condiciones de vida de los docentes:

-      Al recorte del 5% en salarios se añade la congelación de los mismos, lo que supone una gran pérdida de poder adquisitivo. Entre 2010-2016 los docentes  han dejado de percibir entre 10.000 y 16.000 euros del salario bruto (sin antigüedad) dependiendo del cuerpo al que pertenezca.

-      Se han suprimido las prestaciones económicas por baja de incapacidad temporal, de manera que no se cobra el 100% de las retribuciones durante el tiempo que se está de baja por enfermedad.

-      Se han suspendido y/o rebajado de forma generalizada la concesión o abono de cualquier ayuda en concepto de acción social, así como cualquier otra que tenga la misma naturaleza o finalidad.

-      No se cubren las bajas hasta los 15 días de su notificación

-      Eliminación y/o disminución de compensaciones económicas al profesorado itinerante, viajes y desplazamientos educativos…

-      Dificultades para la reducción de horas lectivas de mayores de 55 años

-      Se han flexibilizado las atribuciones docentes convirtiendo al profesorado en “polivalente”, obligando a impartir docencia en especialidades diferentes a la propia, lo que supone la reducción de plantillas.

-      Desplazamiento y supresiones debido a los recortes en el cupo de profesorado de los centros y a la pérdida de horas en materias que la lomce retira de los currículos como la educación plástica, la música, la filosofía, la tecnología, etc.

-      Aparecen mayores exigencias para el reconocimiento de sexenios.

-      Reducción de permisos, licencias por estudio, asuntos propios…

El sindicato considera que los trabajadores de la enseñanza ya han sufrido suficientemente el coste de las políticas de recortes del gobierno que durante siete años han visto como se han recortado sus derechos y como han perjudicado a nuestro sistema educativo. Por tanto, para el sector de Enseñanza de FeSP-UGT existen suficientes motivos para la huelga de 9 de marzo y exige entre otras medidas:

  • La derogación del RD 14/2012 de medidas urgentes de racionalización del gasto público en el ámbito educativa que introdujo los mayores recortes educativos
  • La derogación de la Lomce
  • La retirada del recurso de paralización de la Lomce interpuesto por el gobierno ante el tribunal Constitucional
  • La reversión de los recortes en la Educación y en las condiciones laborales de los trabajadores de la enseñanza
  • La negociación colectiva de todos los aspectos que afecten al profesorado
  • La participación de los agentes sociales en las negociaciones de un posible Pacto por la Educación