Jose Luis Rubio

Jose Luis Rubio

Email: Esta dirección de correo electrónico está protegida contra spambots. Usted necesita tener Javascript activado para poder verla.
Abr 07 2020

UGT propone un Pacto de Estado para el sistema de Salud

 

El sindicato denuncia la situación de deterioro de la Sanidad por los recortes de la última década


• Desde 2010, el Sistema Nacional de Salud no se ha tenido en cuenta como motor en la creación de empleo de calidad, aumentado la precariedad de muchos trabajadores sanitarios; tampoco se ha tenido en cuenta como generador de riqueza, y los continuos recortes han socavado los principios de universalidad, equidad y gratuidad.
 
• Todas las CCAA se han visto afectadas, con falta de material, de profesionales sanitarios dentro de sus plantillas orgánicas y de centros sanitarios, teniendo que recurrir a las bolsas de empleo temporal, destacando el caso de Madrid como el prototipo de los recortes que ha sufrido la Sanidad.
 
• Este pacto debe garantizar la sostenibilidad del sistema y su preservación como instrumento de cohesión social y modelo público a todos los niveles.

Con motivo del Día Mundial de la Salud, que se celebra hoy, 7 de abril, la Unión General de Trabajadores reclama un Pacto de Estado por la Sanidad, en cuanto finalice el estado de alarma derivado de la crisis del coronavirus, que garantice la sostenibilidad del Sistema Nacional de Salud y su preservación como instrumento de cohesión social y redistribución de la riqueza, de forma que las personas con menos recursos económicos vean garantizada una asistencia sanitaria de calidad. Si la salud es algo valioso necesitamos un modelo público que garantice el derecho a la asistencia sanitaria a todos los niveles, con una normativa que determine su naturaleza, principios y modelo propio de financiación finalista, con el fin de garantizar su suficiencia.

Además, el sindicato exige la derogación del Real Decreto-ley 16/2012 y la normativa acompañante de esta reforma, que lo único que ha hecho es recortar nuestro Sistema Nacional de Salud de manera continua; también la normativa sobre las diversas formas de gestión, en especial la Ley 15/1997, así como la derogación de la normativa sobre la colaboración público-privada.

Para UGT, es fundamental asegurar la suficiencia de todas y todos nuestros profesionales, en cada uno de los niveles; impulsar la I+D+i en esta materia; promover un modelo de participación social; y desarrollar reglamentariamente las funciones para la Alta Inspección. También es imprescindible garantizar un empleo de calidad porque la eficiencia económica no siempre conlleva la calidad necesaria en la asistencia.

El coronavirus ha puesto de manifiesto el deterioro que ha sufrido nuestra Sanidad
 
La crisis económica de 2008 recortó los presupuestos en las políticas en las que se sustenta nuestro Estado del Bienestar, siendo las más afectadas la educación y la sanidad. El dinero destinado a esto último solo está recuperado al nivel de 2010, con casi medio millón más de habitantes y con una recuperación económica desde 2014 que no se ha visto reflejada en los presupuestos sanitarios.

Pero, aunque en el último Barómetro Sanitario realizado por el INE en 2018 casi la mitad de los españoles (47,10%) opinaba que la sanidad pública funciona bien, destacaban que eran necesarios algunos cambios, y estos no se han producido.

El Sistema Nacional de Salud no se ha tenido en cuenta como motor en la creación de empleo de calidad y generador de riqueza, y esto ha producido pérdida de miles de puestos de trabajo y la precarización de las condiciones de trabajo de los profesionales sanitarios; el cierre de algunos centros, unidades o servicios; el incremento de las listas de espera; la prevención y la salud pública, especialmente, han perdido peso en la estructura sanitaria; la atención primaria ha visto reducido su presupuesto; la satisfacción de los usuarios cae; las urgencias siguen colapsadas por los problemas generados en la Atención primaria.

Además, el gasto en conciertos sanitarios apenas ha tenido reducción y el gasto sanitario de los hogares ha crecido mientras que se reducía el de las administraciones públicas; y la privatización del sector sanitario, ya que los asalariados en actividades sanitarias y de servicios sociales crecen en mayor medida en el sector privado en detrimento del sector público.

Tenemos una Sanidad con menos principios

Para UGT, estos continuos años de recortes han visto disminuir considerablemente los principios de universalidad, equidad y gratuidad en el acceso y la calidad de las prestaciones de nuestro sistema sanitario, a través de la desigualdad, por la fragmentación de la Cartera de Servicios y la existencia de subsistemas de provisión privada de prestaciones sanitarias financiados con fondos públicos; los copagos en el momento del acceso a las prestaciones; el deterioro del dispositivo en los servicios de asistencia sanitaria y en los de Salud Pública; y el aumento de las listas de espera en todas las CCAA.

El sindicato considera que el Sistema Nacional de Salud debe ser un instrumento público de solidaridad, y  un elemento neutralizador de la brecha social, que sirva para luchar contra las desigualdades entre las personas, pero estos derechos se han visto mermados por una economía de prosperidad y años consecutivos de crecimiento económico (2015-2019), una vez pasada la crisis, donde se ha continuado empobreciendo a amplios sectores de la ciudadanía y cuyos efectos en relación con la incidencia de las enfermedades y la mortalidad justifican sobradamente actuaciones de planificación sanitaria que den respuesta a esa realidad; o por la reducción de la recaudación de ingresos fiscales y recortes presupuestarios, desde 2010, que incrementan la insuficiencia presupuestaria y los problemas estructurales del SNS.

Además, se ha producido un cíclico y creciente incremento del gasto sanitario, especialmente en farmacia; así como en el afrontamiento del reto que representa la tecnología y los nuevos tratamientos basados en la medicina e investigación genómica y las terapias avanzadas, que requiere disponer de los recursos adecuados.

Las CCAA, al límite

Todos estos recortes han puesto contra las cuerdas el sistema sanitario de todo el país. Todas las Comunidades Autónomas han sufrido esta gran crisis de políticas de austeridad, como es el caso de Madrid, donde el gasto sanitario por habitante ha quedado en 1.254 euros, siendo el promedio en otras regiones de 1.370 euros; hay 0,15 camas por cada 1.000 habitantes, frente a 0,35 del conjunto del país y el 1,1 de promedio que tienen la OCDE; el recorte de personal desde 2010 supone 4.150 profesionales menos; y además el 33% de la plantilla sanitaria son empleados temporales.

La Unión General de Trabajadores lleva movilizándose durante una década en todo el país, consiguiendo parar, en muchas ocasiones, situaciones como nuevas privatizaciones, cierre de centros y hospitales, cambios de horarios, etc.

Pero ahora, el coronavirus, ha puesto contra las cuerdas un sistema sanitario que ya venía trabajando en condiciones normales al límite. La respuesta ante circunstancias excepcionales como las que ha puesto sobre la mesa la pandemia provoca inevitablemente un aumento de tensión en las costuras del Sistema que se ha visto más desbordada en aquellas CCAA donde la privatización del SNS había sido más importante.

La falta de planificación ha llevado a que los hospitales tengan que gestionar esta crisis con serios problemas de desabastecimiento, que agrava aún más la falta de personal, ya que como consecuencia de la falta de material protector para los trabajadores sanitarios (EPIS), muchos de ellos se están infectando con el virus. La asistencia telefónica está saturada. Una persona que sospecha estar infectada puede tardar varios días en contactar con alguien por teléfono, o no contactar nunca. Las consecuencias de esto son que muchísimos enfermos no son detectados o se ven en la necesidad de acudir al servicio de urgencia de un hospital o de un centro de salud, lo que evidentemente hace imposible cumplir las cuarentenas.

Pero, además, UGT denuncia tanto el escaso número de camas disponibles en las UCI, como el insuficiente número de profesionales que sepan manejar un respirador o prestar servicios en UCI, solo con respiradores no se puede prestar atención, los profesionales son imprescindibles. Además, los datos sobre el número de profesionales sanitarios infectados solo se facilitan desde algunas CCAA, y pocas especifican las categorías profesionales. Resultan preocupante también las derivaciones de pacientes de hospitales públicos a privados, así como la información sobre la situación de las residencias, donde ha habido una gran cantidad de decesos. Las quejas tanto de familiares como de los trabajadores han sido abundantes, y desde UGT hemos venido denunciando tanto la situación actual, como la situación previa de falta de personal en las residencias, lo que ha contribuido a la dificultar la gestión de la pandemia en estos establecimientos.

Por todo ello, se hace imprescindible un Pacto de Estado por la Sanidad, que garantice el abastecimiento de los recursos, el cumplimiento de los derechos de todos y todas las profesionales del sector, y la sostenibilidad de un sistema que supone uno de los pilares básicos de nuestro Estado de Bienestar, como se ha podido comprobar durante esta crisis.
Abr 07 2020

Día Mundial de la Salud

Hoy, 7 de abril es el Día Mundial de la Salud. Desde FeSP-UGT queremos rendir un pequeño homenaje a todas las personas trabajadoras del sistema sanitario. Trabajadoras y trabajadores que en estos momentos tan difíciles dan lo mejor que tienen para salvar vidas.

36

Abr 05 2020

Por tod@s ell@s

port

Por todas aquellas personas que están fuera de casa, en sus puestos de trabajo, Jugándose la vida por nosotros.

Trabajadores y trabajadoras que hacen que todo continue, que nos cuidan y nos protegen.

Trabajador@s de los Servicios Esenciales e imprescindibles.

 

Abr 05 2020

FeSP UGT Aragón denuncia que la Consejería de Derechos Sociales ha actuado de forma muy lenta en los centros de trabajo y existe una importante falta de personal y medios de protección individual a día de hoy.

En estos momentos, más que nunca sería necesario que se aumentara la ratio de personal en las residencias de mayores algo que FeSP UGT lleva exigiendo desde el año 2011. En estos años el sindicato lo ha reivindicado en un centenar de concentraciones; campañas de recogida de firmas, numerosas asambleas; informes dando cuenta de la precariedad existente, etc. y a las que las distintas Consejerías que han pasado han hecho “oídos sordos”.

El personal de las residencias de mayores lleva años movilizándose ante la falta de medios personales. Es un sector feminizado que tiene un índice de bajas médicas muy elevado alrededor del 12%, por la sobrecarga de trabajo y que ha sobrepasado su límite ante la actual crisis por el COVID 19.

Desde FeSP UGT se ha hecho una evaluación real de la situación en las residencias.  Los datos delatan una situación crítica: 1.000 personas con síntomas de COVID que pueden estar contagiados entre residentes y trabajadoras. De los cuales el 40% (400) son trabajadoras de los centros.

Este hecho en algunos centros está suponiendo que las trabajadoras pongan en riesgo su propia salud y la de sus familias. Tanto las empresas como la Consejería de Ciudadanía y Derechos Sociales del Gobierno de Aragón han actuado de forma muy lenta. Cada día las plantillas se ven más mermadas ante las bajas médicas por contagio.

Numerosos centros residenciales no contaban con medios de prevención básicos para cualquier situación de contagio. El sindicato lo ha podido comprobar estos días en los que han tardado mucho en facilitar mascarillas o ropa de trabajo protectora y cuando lo han hecho, ya había trabajadoras contagiadas.

La Federación de Empleados de los Servicios publicos UGT Aragón considera incomprensible que precisamente aquellos profesionales que están trabajando con personas de máximo riesgo tengan que hacerlo a costa de su propia exposición personal a la enfermedad y cada vez con menos medios personales. Urge aumentar las ratios de personal de forma inmediata, ya que en unos días podemos encontrarnos con residencias vacías de trabajadoras por contagios.

Abr 05 2020

Las plazas de las oposiciones que se aplacen deben acumularse a futuras ofertas

 

La preocupación de UGT respecto a las oposiciones docentes es que se arbitren todas las garantías jurídicas para que las plazas convocadas se acumulen a los procesos selectivos futuros en aquellas comunidades autónomas que han decidido aplazar las oposiciones. Esta situación obliga a la prórroga de la vigencia del RD 84/2018 del actual sistema transitorio, que regula el ingreso a la función pública docente, con el fin de celebrar en las mismas condiciones los procesos de estabilización previstos.

A nuestro juicio, se debería aprovechar este momento para negociar un cambio en el sistema de ingreso, articulando una única prueba de oposición cuyas partes no tuvieran carácter eliminatorio. 

El escenario de incertidumbre al que nos enfrentamos en estos momentos, provocado por la crisis sanitaria del COVID-19 y el Estado de alarma decretado por el Gobierno, nos hacen prever una situación presupuestaria complicada para el conjunto del Estado y las comunidades autónomas.

Ante esa previsible situación, recordamos que nuestro sistema educativo, que aún no se ha recuperado de los recortes efectuados con motivo de la crisis económica de 2010, difícilmente aguantará con políticas presupuestarias restrictivas, tanto en materia de inversión como en políticas de personal. 

El Sector de Enseñanza de FeSP-UGT velará por que las Administraciones educativas respeten el compromiso adoptado entre Gobierno y Sindicatos con el objeto de disminuir la tasa de temporalidad que sufre el profesorado. En este sentido, seguiremos exigiendo que se oferte el número de plazas suficientes que garanticen la reducción de la tasa de interinidad al 8%.

Asimismo, demandamos que, de las cerca de 27.000 plazas docentes sobre todo de Secundaria, Bachillerato, Formación Profesional y Enseñanzas de Régimen Especial, que se tenía previsto convocar para 2020, no se pierda ni una sola. Además, exigimos que las plazas de las CCAA que han decidido aplazar los procesos selectivos se acumulen para futuras ofertas, ya que son la mejor garantía de estabilización en el empleo.

Los trabajadores y trabajadoras de la enseñanza siguen demostrando su profesionalidad atendiendo al alumnado para que no vea interrumpido su proceso de aprendizaje. Por eso, desde el Sector de Enseñanza de FeSP-UGT exigiremos al Gobierno que ponga en marcha las medidas educativas y los recursos precisos para atender las necesidades derivadas del periodo excepcional al que el país se está enfrentando.

Abr 02 2020

Versión para impresiónVersión para impresión

Día Mundial de Concienciación sobre el Autismo


► UGT quiere mostrar su apoyo y solidaridad con las personas con trastorno del espectro autista y otras enfermedades mentales, cuyo estado se ve agravado por el confinamiento.

► El sindicato recuerda que las personas que presentan alteraciones conductuales pueden dar paseos terapéuticos y pide a la ciudadanía comprensión, prudencia y responsabilidad.

► Reivindica una sociedad inclusiva e igualitaria, que proteja a los más vulnerables y los que sufren mayor discriminación, y reclama campañas de información y concienciación sobre autismo.

En el marco del Día Mundial de Concienciación sobre el Autismo, que tiene lugar el 2 de abril, la Unión General de Trabajadores manifiesta su apoyo a todas las personas, especialmente, a los niños y niñas, con este tipo de trastorno y solidarizarse con ellos, hoy más que nunca. 

El Día Mundial de Concienciación sobre el Autismo se instauró con el objetivo de concienciar a toda la sociedad, poner de relieve la necesidad de contribuir a la mejora de la calidad de vida de las personas con trastorno del espectro del autismo (TEA) y para que puedan llevar una vida plena e inclusiva.

El sindicato señala que, desde que el Gobierno decretó el Estado de Alarma y el confinamiento de la población el pasado 14 de marzo, debido a la crisis sanitaria, han sido muchas personas afectadas por autismo y otras enfermedades mentales las que más han sufrido los efectos de permanecer aislados debido a que su estado conductual se ve agravado por la situación de confinamiento.

En este sentido, UGT celebra la rectificación realizada por el Ejecutivo el pasado 19 de marzo de 2020, a través de la Instrucción del Ministerio de Sanidad, por la que se establecen criterios interpretativos en relación a las actividades permitidas y que afectan al libre derecho de circulación de las personas, permitiendo a las personas que presentan alteraciones conductuales; como por ejemplo, personas con diagnóstico de espectro autista y conductas disruptivas salir a la calle con carácter terapéutico junto a un acompañante, siempre y cuando se respeten las medidas necesarias para evitar el contagio.

El sindicato pide a la ciudadanía responsabilidad, prudencia y que cesen los insultos y los desagradables episodios que están recibiendo las personas afectadas y sus familias por el hecho de salir a la calle. Y, en este contexto, solicita la puesta en marcha de campañas de información y concienciación sobre el autismo en la sociedad; para que puedan conocer y comprender este trastorno. 

Proteger a los más vulnerables y los que sufren mayor discriminación

La Unión General de Trabajadores considera que es imprescindible la inclusión y el apoyo a las personas con Trastorno del Espectro Autista (TEA) para poder hacer efectivos sus derechos.

Además, en la jornada previa a la publicación de los datos de paro del mes de marzo, que serán previsiblemente muy malos, UGT no puede dejar de denunciar las cifras de desempleo en las personas con autismo; las más altas entre las personas con discapacidad intelectual u otros trastornos del desarrollo. 

Más del 90% de las personas con TEA están desempleadas, lo que pone de manifiesto el déficit educativo que padecen y la escasez de servicios de apoyo en el empleo.
El sindicato reivindica una sociedad inclusiva e igualitaria, poniendo especial diligencia en las personas más vulnerables y que sufren mayor discriminación.


► Audio de la Secretaria Confederal de UGT, Adela Carrió

Abr 02 2020

UGT considera a policías, bomberos y personal de prisiones colectivos de alto riesgo

 

UGT no ha participado en el "Procedimiento de los Servicios de Prevención" ante el Coronavirus

Desde que comenzó la crisis sanitaria, desde FeSP-UGT hemos solicitado material de prevención y protección para todos los colectivos. Aunque los medios han puesto el foco de alarma en el personal sanitario y de dependencia, esta organización sindical no ha desestimado en ningún momento la necesidad de medidas de protección para todos los colectivos que están en la calle realizando tareas de control: policías, bomberos y funcionarios de la AGE con riesgo potencial, como el personal de instituciones penitenciarias.

La policía municipal está siendo un colectivo clave en esta crisis y desde que comenzó el estado de alarma hemos solicitado a ayuntamientos y comunidades autónomas que doten de EPIs a todos los cuerpos. Lo acreditan un sinfín de documentos y medidas de presión para la adecuada prevención que desde UGT hemos enviado a las diferentes administraciones, considerando a los cuerpos de policías colectivos expuestos al contagio por labores que necesariamente implican acercamiento a la ciudadanía: control, atención a denuncias, emergencias etc. 
 
En esta crisis no hay trabajadores de primera y trabajadores de segunda. Como sindicato de clase, reclamamos protección adecuada a todos y todas y velamos por el cumplimiento de los derechos y necesidades que se han puesto de manifiesto en las diferentes fases de actuación desde que se activó el estado de alarma. De este modo, desde hace más de una semana UGT ha intensificado la solicitud de equipos de prevención a medida que aumentaba el número de contagios.
 
La FeSP-UGT de La Rioja del Ayuntamiento de Logroño solicitó el 25 de marzo sl equipo de gobierno del consistorio que se hiciera el test de diagnóstico del COVID-19 a la policía local, y no hemos obtenido aún ninguna respuesta. FeSP-UGT cree imprescindible realizar el test de diagnóstico del virus al grupo de agentes que inician la semana de trabajo, pues pueden incorporarse a sus puestos contagiados tras sus días de confinamiento, exponiendo así desde el primer día y a lo largo de la semana de trabajo al resto de agentes y a toda la ciudadanía.

En Baleares, el 20 de marzo UGT pidió dotación de equipos de prevención y la realización de pruebas de detecciones del covid-19 a los miembros de las policías locales. En concreto, se solicitó que  los suficiente para poder ejercer esas actuaciones., así como que las Corporaciones locales recaben de las autoridades sanitarias que se realicen a los miembros de las Policías Locales las pruebas de detección del COVID-19 de forma ágil para poder seguir desempeñando sus funciones. Algunos de los Ayuntamientos a los que se envío la solicitud fueron:  Eivissa, Manacor, Maó, Palma y Calvià, y Ciudadela, por mencionar solo algunos.

En la Comunidad Valenciana UGT ha pedido al Ministerio del Interior que el personal de la policía local fuese considerado personal de alto riesgo y que se proporcione a las Policías Locales de la Comunidad  el material necesario para el desarrollo de su trabajo, pantallas de protección, guantes, mascarillas,etc, además de que se realicen las gestiones oportunas para que, de igual forma que se esta dotando de Epis deprotección frente al Covid-19 a otros profesionales, se haga con las plantillas de policía local.

En Madrid, junto a otros sindicatos, hemos reclamado la inclusión de las policías locales municipales como colectivo de alto riesgo frente al contagio del coronavirus, así como la facilitación de las pruebas de detección precoz frente a la pandemia. 

En Ceuta, UGT ha exigido los trabajadores y trabajadoras que mantengan su actividad cuenten con los equipos de protección individual (EPIs) y las medidas de seguridad que les salvaguarden del contagio del coronavirus y garanticen su salud.

Numerosos ayuntamientos de Andalucía, Euskadi, Extremadura, y Catalunya llevan semanas pidiendo que se proteja a todos los trabajadores y trabajadoras.

Abr 01 2020

Versión para impresiónVersión para impresión

Ana García exige por carta a la Directora General de Salud Pública del Ministerio de Sanidad la eliminación de toda presencia del sindicato en el documento, ya que UGT no ha participado en nada del mismo


La Secretaria de Salud Laboral y Medio Ambiente de UGT, Ana García de la Torre, ha enviado una carta a la Directora General de Salud Pública, Calidad e Innovación del Ministerio de Sanidad, Pilar Aparicio, para que retire nuestro logo y nuestra reseña del documento denominado “Procedimiento de actuación para los servicios de prevención de riesgos laborales frente a la exposición al SARS-CoV-2”, elaborado por el Ministerio, donde se recoge un procedimiento que deben seguir los Servicios de Prevención ante el Coronavirus.

UGT no ha firmado este documento, ni ha participado en su elaboración ni en la redacción del texto, como también ha recogido algún medio de comunicación en el día de hoy. No existe acuerdo alguno del que haya participado UGT en este sentido, por lo que el sindicato reclama la retirada inmediata de nuestro logo de tal documento y la eliminación de nuestra presencia en la redacción, dado que esto da a entender nuestro acuerdo con un documento que no hemos firmado.

Desde el comienzo de la crisis sanitaria originada por la infección del nuevo coronavirus SARS-CoV-2, UGT ha sostenido que eran los criterios marcados por las autoridades sanitarias del Ministerio de Sanidad los que debían prevalecer para afrontar esta emergencia sanitaria que estamos sufriendo.

El sindicato señala que, si bien sí se recibió un borrador del Procedimiento referido, desde el inicio ha planteado diversas alegaciones y modificaciones que no han sido atendidas. Entre ellas, destaca nuestro profundo desacuerdo con la “Tabla 1 de escenarios de riesgo de exposición al coronavirus en el entorno laboral”. A nuestro entender, y esto es un mero ejemplo de nuestros desacuerdos, los colectivos que se incluyen en dicha tabla bajo la calificación de “baja probabilidad de exposición”, como los distintos cuerpos de policía, Guardia Civil, equipos de salvamento, Protección Civil, Bomberos y personal de instituciones penitenciarias, etc., realizan actividades que les obligan a estar en contacto estrecho con personas con sintomatología y por ello se debiera garantizar una protección eficaz de su seguridad y salud.

Por lo tanto, UGT exige al Gobierno la puesta en marcha de las medidas necesarias que aseguren al suministro de los EPIS y el material de prevención necesario para evitar el contagio, así como la toma de todas aquellas medidas necesarias para la seguridad de los trabajadores y trabajadoras, y los servidores públicos.

Mar 31 2020

 

La utilización abundante de material de protección frente al coronavirus está generando malos usos y dudas respecto a cómo desecharlos. A veces guantes y otros materiales se abandonan de cualquier manera en las puertas de los supermercados o volvemos a casa con ellos sin haber tomado las medidas higiénicas adecuadas.

Desde FeSP-UGT ponemos en marcha una campaña de concienciación para una correcta eliminación de estos residuos, acompañada de una serie de consejos prácticos para evitar contagios.

Si tienes impresora en casa, imprime algunos de estos carteles y pégalos en las puertas de los supermercados o en tu portal. No cuesta nada eliminar correctamente guantes y mascarillas: #EsteVirusLoParamosEntreTodas.

 

CARTEL EN CALIDAD ALTA (PDF) PARA IMPRIMIR: pincha y descárgatelo

Mar 27 2020

logo

UGT DENUNCIA LA FALTA DE INFORMACIÓN A LOS REPRESENTANTES DE LOS TRABAJADORES DEL SALUD

Desde UGT queremos recordar a la Gerencia del Servicio Aragonés de Salud del Gobierno de Aragón, que el estado de alarma sanitaria impuesto desde el pasado 12 de marzo por el Gobierno central, no ha suspendido los derechos de representación de los trabajadores y trabajadoras de la sanidad. Por tanto, seguimos siendo los representantes legítimos de todos los empleados públicos dependientes de las Instituciones Sanitarias de la Comunidad Autónoma de Aragón y los interlocutores válidos con los que afrontar una situación de crisis sanitaria con indudable repercusión laboral de los profesionales del SALUD.

 

Desde UGT exigimos a la Administración Sanitaria la participación de las Organizaciones Sindicales en la toma de decisiones sobre los Recursos Humanos y condiciones laborales ,tanto públicos como privados que deben participar en la estrategia de lucha contra la pandemia del COVID19.

UGT pone en conocimiento de los trabajadores y la ciudadanía que desde la implantación del estado de alarma el 12 de marzo, el Departamento de Salud no ha tenido a bien mantener una vía regular de información puntual y de transparencia de la realidad de la situación ni convocar ninguna Mesa sectorial de sanidad “extraordinaria” ni ordinaria, órgano que representa al personal que a día de hoy están dando lo mejor de si mismos e incluso poniendo en riesgo a sus familias por atender a la población, para informar del impacto del COVID19 en los trabajadores del SALUD y las medidas a tomar para afrontar el impacto de la pandemia.

 

Ante la publicación de la progresión de profesionales afectados por COVID 19 publicados por la dirección General de Salud Pública (día 23 de marzo 58 profesionales, día 24 marzo 80 profesionales y día 25 de marzo 119 profesionales) se hace necesaria y así lo ha solicitado UGT, la convocatoria de una mesa sectorial de sanidad “extraordinaria” y urgente para explicar y evitar que los profesionales sufran el contagio.

Nos enfrentamos a una NUEVA SITUACIÓN, desconocida, que esta tensionando las costuras del sistema público de salud de la Comunidad Autónoma de Aragón, costuras ya de por sí limitadas por los recortes permanentes tanto en recursos humanos como materiales y económicos desde hace años.

Para afrontar esta situación con garantías de seguridad para los profesionales del sistema sanitario aragonés, UGT exige al Gobierno de Aragón las medidas de protección necesarias, EPIS que todos los profesionales necesitan, y que los ciudadanos de la Comunidad Autónoma de Aragón, tengan las garantías de que no van asufrir un contagio por contacto con un profesional sanitario o con todos aquellos que participan en las labores de atención en esta crisis.

Así mismo, es imprescindible que todos los profesionales tengan acceso inmediato a las pruebas rápidas de detección de infección por Covid-19.